4/1/13

Río de las montañas verdiazules








청산리 벽계수야 수이 감을 자랑 마라
일도 창해하면돌아오기 어려오니
명월이 만공산하니 쉬어 간들 어떠리.


                                                          황진이


Río de las montañas verdiazules
tu andar veloz no alardees,
pues una vez que al amplio mar arribes
no será fácil volver.
La luna anega colinas desiertas,
sosiega el paso una vez.
                                                por  Hwang Jin-yi

Traducido por Zyanya Gil Yáñez


La autora de este poema fue Hwang Yin-yi (1520~1560). Fue una de las kisaeng (mujer educada con el objetivo de acompañar y entretener a aristócratas) más populares durante la dinastía Jeoson. Mujer talentosa, inteligente, culta y bella. Compuso muchos poemas, algunos de los cuales han sobrevivido hasta ahora.
  El poema que presento es un sijo (se pronuncia “shi-yo”). El sijo es una forma poética que podemos comparar con el haiku japonés. En Corea tiene una tradición de cientos de años y hasta la fecha es cultivada por poetas contemporáneos. El sijo es un poema breve de 3 versos donde en el primero se expone la idea, historia o emoción, en el segundo se le da un cambio de enfoque y en el tercero se concluye generalmente con la adición de un giro temático o estilístico para enfatizar. Cada verso se compone de 14 a 16 sílabas con una cesura a la mitad. En otros aspectos, como el temático o de recursos estilísticos, es una forma que da mucha libertad creativa, por lo cual la gente la adoptó fácilmente como medio de expresión. Estos poemas breves son intrínsecamente musicales y de tradición oral pues se componían con el objetivo de ser cantados.

  Decidí comenzar este blog traduciendo un sijo por la grata impresión que me causó la conferencia que dictó en la Universidad de Kyung Hee el profesor David R. McCann d, especialista de esta forma poética y profesor de Literatura Coreana en la Universidad de Harvard. Entre los diferentes poemas que presentó en su conferencia dictada en coreano, este que traduje fue el que más me conmovió.

Sobre la traducción



Como es evidente a primera vista, decidí reorganizar el poema en 6 versos por la longitud que alcanzaba la traducción al español. Así, el sijo de 3 versos se convierte en un sexteto donde se combinan octasílabos y endecasílabos. Los endecasílabos los reservé para la primera parte de cada verso pues, en este caso, cada primer hemistiquio está compuesto por palabras de origen chino con mucho contenido conceptual en pocas sílabas. El segundo hemistiquio, con palabras coreanas de menor carga conceptual por sílaba, lo transformé en octasílabos. 
Sin buscarlo en un principio quedó un pequeño asomo de rima. El sijo no tiene un patrón de rima fijo así que este resulta un agregado en español que, me parece, ayuda a darle unidad formal a la traducción que presento.
En este poema se presentan sentimientos humanos por medio del uso de imágenes. Encontramos metáforas comunes como el correr de los ríos significando la vida (como el “Nuestras vidas son los ríos que van a dar en la mar que es el morir” de Manrique). Y, dentro de la misma naturaleza, la contemplación de instantes que se repiten pero que se pierden debido al rápido paso del tiempo. Siempre hay un momento para descansar, contemplar y seguir. Pues al llegar ya no hay retorno.


2 comentarios:

  1. Muy interesante. me gusta la capacidad en cierto sentido fractal de la metáfora del río y el mar. Desde que lo leí por primera vez pensé en el andar del río como el transcurso de la vida, sin embargo interpreté el mar como un lugar donde hay más similares a ti en contraste con la montaña donde alguien puede destacar por su singularidad. Así lo pensé como ir de la zona rural a la ciudad, y me pareció un mensaje de humildad pues la grandeza es relativa. Al ver tu cita que habla del mar como morir el poema toma otro sentido similar en cierta forma pero de mayor escala, fractal en cierto sentido :)

    Gracias por compartir pues para los que no dominamos el coreano es difícil acceder a este tipo de escritos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto, Sayel. Se puede interpretar de distintas formas y tu apreciación me parece válida pues haces encajar todos los elementos para que esa lectura sea posible. Una obra no es unívoca ni está fija en un significado o interpretación así que las distintas lecturas, aun si no fuesen las que pretendía transmitir el autor, enriquecen el texto y lo perpetúan como obra de arte.

      Eliminar